Concierto Palau de la música Catalana

Concierto Maldita Sinfónica

El concierto

Soy un gran seguidor de Maldita Nerea, lo reconozco, lo asumo orgulloso.

Siempre pensé en ir a uno de sus conciertos porque esa voz única, suave y azucarada de Jorge que llega a través de los altavoces de casa o del coche, puede ser algo único en directo. 

No pensé que fuese además rodeado de la orquesta sinfónica de Girona a cuyo mando descubrimos al gran maestro Marc. 

El lugar, imaginaos, inigualable, donde se han vivido grandes tardes de música escritas con las mejores cuerdas, las mejores teclas, las mejores voces.

Sin embargo Jorge, con un saber estar magestuoso nos hizo disfrutar de una noche sencillamente inolvidable. 

Eres lo que he querido y tengo....

Ahora que no lo andaba buscando.... va el amor y me vuelve a encontrar

Jorge nos presenta a una voz nueva que no desentona con él¡¡¡

Perdona si te llamo amor.... pero yo no lo decido

Se acabó la magia

Todas las tortugas fueron desfilando ante nuestros ojos y penetrando por nuestros oídos. 

Una a una las canciones erizaban nuestra piel y no tan solo por la voz de Jorge sino también y en ocasiones gracias a las notas que surgían de los chelos, las violas, los cotrabajos, las trompetas, flautas, trombones y la magestuosa arpa y por supuesto la hábil y excelente dirección de la orquesta. 

Desgraciadamente el concierto terminó, con un par de vises y una última canción Maldita Nerea en estado puro sin la orquesta donde pudimos bailar a nuestro gusto profanado el templo de la música clásica pero donde por el rabillo del ojo vi en ocasiones también danzar a las musas. 

Solo una palabra chicos

 

GRACIAS¡¡¡